Tratamiento contra plagas | Ratones

Los ratones al igual que las ratas, son animales que entrañan un riesgo considerable para la salud, tanto de personas como de animales domésticos. Los ratones más comunes a nivel urbano, son los conocidos como ratones caseros o domésticos (sp. Mus musculus), son de color gris, de un tamaño de entre 10-20 cm y suelen vivir cerca del hombre, haciendo sus nidos preferentemente en el interior de las casas, jardines o bosques cercanos a viviendas humanas, yendo siempre en busca de comida.
Viven en colonias y su capacidad reproductiva es enorme, pudiendo tener hasta 10 camadas al año con una media de entre 4 y 16 crías, por lo que es conveniente que al primer avistamiento se pongan medidas para evitar su proliferación.

¿Cómo eliminar los ratones?

Los tratamientos de desratización que realizamos en TCP para controlar una plaga de ratones, constan de varias intervenciones.

En la primera de ellas, se colocan cebos rodenticidas en los diferentes lugares donde se detecten indicios ( presencia visual, excrementos, huellas, roeduras...). Estos cebos se ponen en forma de bloque para evitar su deterioro por condiciones de humedad y temperatura presentes (lo que disminuye su apetencia para los roedores) identificándose su localización y quedando bajo vigilancia y control mediante las revisiones de mantenimiento programadas.

Así en las siguientes actuaciones, se revisarán los puntos de cebado, observándose si han sido consumidos o están deteriorados, de manera que se procederá a su sustitución o reposición cuando sea necesario, para continuar así, con el control la plaga.

¿Cómo prevenirlos?

Algunas de las medidas preventivas a tomar que recomendamos para evitar la aparición de ratones son las siguientes:

  • Gestionar adecuadamente las basuras, depositándolas dentro de los contenedores y mantenerlos cerrados.
  • Sellar todo tipo de grietas o agujeros que sean una posible vía de entrada.
  • Las puertas y ventanas deben tener un perfecto cierre. Si el espacio entre las puertas y el suelo es superior a 1,5 cm, deberían colocarse burletes.
En lugares destinados al almacenaje, otro tipo de medidas que recomendamos adoptar son:

  • Las mercancías entrantes deben ser revisadas por si transportan algún roedor o insecto.
  • Los desayunos y comidas deben hacerse en lugares asignados para ello.
  • Mantenimiento y revisión de áreas exteriores y perimetrales: libres de vegetación, escombreras, residuos de basura orgánica...
  • Condiciones ambientales adecuadas en los locales: buena ventilación, temperatura...

AVISO POLÍTICA DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies